¿Qué es una pubalgia?



Osteopatía de pubisLa osteopatía dinámica de pubis, conocida también como pubalgia, tendinitis de los aductores, entesitis pubiana… se define como el síndrome doloroso de la articulación que afecta a la región del pubis con irradiación hacia la musculatura abdominal, aductores (musculatura de la cara interna del muslo), ingle y región genital. 

Este dolor difuso se desarrolla durante semanas o meses; primero se presenta al realizar actividades deportivas y después se asevera y se presenta en la realización de las actividades normales de la vida diaria. 

   
Por lo general el dolor se provoca por una hipermovilidad de la sínfisis púbica. La hipermoivilidad de la sínfisis púbica puede ser debida a: 

  • Laxitud en los ligamentos del pubis
  • Desequilibrio muscular entre aductores y recto anterior abdominal 
  • Anteversión pélvica o aumento de la curvatura lumbar 
  • Déficit en la movilidad de las articulaciones sacroilíacas 
Su incidencia es mayor en los varones, principalmente ya que las actividades que suelen desencadenar una pubalgia son llevadas a cabo más por hombres que por mujeres, las diferencias morfológicas entre sexos no influyen mucho en el desarrollo de una pubalgia.

Normalmente el origen de la pubalgia es deportivo, pero en un porcentaje de los casos se debe a una Osteoartropatía Pubiana.



Causas de la Pubalgia


Hay una serie de factores que inciden en el desencadenamiento de una patología pubálgica.  Se han dividido en dos grandes grupos:
  1. Factores intrínsecos:
  •  Acortamiento de los miembros inferiores
  • Embarazo / parto
  • Displasia de cadera
  • Hiperlordosis Lumbar
  • Espondilolisis
  • Deficiencias de la pared abdominal


    • pubalgia embarazadas

          2.  Factores extrinsecos:
  • Mala calidad del terreno deportivo (resbaladizo o pesado)
  • Sobreentrenamiento 
  • Mala programación del entrenamiento 
  • Mala realización del calentamiento y estiramiento deportivo


Síntomas de la Pubalgia




Los síntomas de la Pubalgia abarcan una serie de dolores inusuales, como son:

  • Dolor en la región subpubiana, pubiana o suprabiana
  • Dolor a la palpación en la zona de los músculos aductores, abdominales o en la sínfisis púbica
  • Contracción isométrica de músculos aductores dolorosa
  • Dolor al estiramiento de músculos aductores
  • Dolor a la movilización de la sínfisis púbica
  • Dolor exacerbado al toser o estornudar en el abdomen


Diagnóstico 


Para su diagnóstico es fundamental una valoración holística del individuo, teniendo en cuenta las diferencias morfológicas de cada paciente, así como la actividad laboral y deportiva que practica. 

Se debe descartar que al ser un dolor referido de los ligamentos sacroilíacos, cualquier tipo de patología o hernia discal en los niveles L1-L3, así como dolores viscerales de origen renal o genito-urinario también son capaces de generar dolor en esta zona. 

La pubalgia puede ser traumática o crónica, que es la más frecuente. En el primer caso se puede producir tras un traumatismo que suponga un cizallamiento de la sínfisis púbica o por una contracción brusca de los aductores que dañe la inserción pubiana.



Tratamiento de la Pubalgia



El principal objetivo del terapeuta es recuperar la funcionalidad global del paciente; la movilidad, motilidad y la motricidad, utilizando para esto evaluaciones o pruebas físicas precisas que descansan sobre la base de la anatomía y fisiología, para restablecer las condiciones limitadas debido a lesiones o disfunciones, y aplicar técnicas concretas para su corrección. 


Para el correcta valoración de la osteopatía pubis, hay que evaluar al paciente de forma global, explorando la articulación del pubis, los tendones aductores de ambos miembros inferiores y de los abdominales, el estado de la musculatura de las piernas, la columna lumbar, prestando especial atención a su postura, al estado de su musculatura y los posibles bloqueos articulares que pudiera tener. 


En muchos casos, nos encontramos con que el origen de la lesión a nivel de la pelvis es una dismetría en los miembros inferiores, provocando una fuerzas de torsión a nivel del pubis, con las correspondientes adaptaciones musculares que a lo largo del tiempo empiezan a producir la famosa osteopatía de pubis. 

En diversas ocasiones, este problema que puede acompañarnos durante mucho tiempo, no sale a la luz, hasta que realizamos un esfuerzo físico que implica a la musculatura de los aductores. 

En un principio, siempre se plantea un tratamiento conservador que consiste en la normalización de la zona lumbar, la pelvis (incluyendo las articulaciones sacroilíacas y el pubis) y el miembro inferior. 

La palpación de los músculos aductores, isquiotibiales, abdominales o de la sínfisis púbica suele ser dolorosa, la contracción isométrica de músculos aductores o el estiramiento de los mismos es dolorosa y, principalmente en los casos de pubalgia alta, conlleva dolor abdominal que se exacerba al toser o estornudar, confundiendo el cuadro con una hernia abdominal o inguinal. 

Diseño de plan de ejercicios personalizados en cada caso tras la valoración del tono, elongación del músculo etc. Consistirá en un trabajo isométrico, posturas excéntricas y aplicación de frío local. 

En el caso del deportista o jugador de fútbol, inicialmente se plantea también un tratamiento conservador que incluye la reducción o el cese transitorio de la actividad deportiva y un plan de rehabilitación y compensación de la musculatura. Este será reiterativo, integrativo y multidisciplinario. Es fundamental durante el tratamiento el reposo deportivo ya que en la mayoría de los casos el dolor se resuelve con éxito. Por supuesto siempre es importante contar con la colaboración del paciente (en cuanto a la realización de la pauta de ejercicios en su domicilio), para facilitar la correcta recuperación.

Además de tratamiento biomecánico, tembién tenemos Alquinatura (Medicina Natural Integral) para un tratamiento más holístico y orgánico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *